¿Alguna vez, aun teniendo muchas ganas, no te atreviste “a atacar” por tu menstruación? ¿O quizás dejaste que te cortara el rollo en tu primera cita? ¡Cuántas veces el tabú que hay alrededor de la “marea roja” nos ha impedido disfrutar plenamente de nuestra sexualidad!

 

Bye bye, prejuicios

Históricamente, a las mujeres y personas con vagina se nos ha hecho sentir vergüenza con nuestra menstruación. Siglos atrás se creía que la menstruación era peligrosa porque atraía a los depredadores a la aldea, y por eso los hombres/personas con pene, sobre todo los cazadores, se mantenían alejados de quienes estaban menstruando. Este y muchos otros mitos han demonizado la menstruación. ¡Pero se acabó! La menstruación no es sucia, no es peligrosa y no va a ocasionarte ninguna infección si entras en contacto con ella, así que ya puedes dejar el drama a un lado.

 

Aun así, muchas personas siguen sintiendo rechazo al tener relaciones sexuales durante la menstruación. Para algunas personas la menstruación es conocida como “sangre de desecho”, e incluso llegan a pensar que si entran en contacto con ella acabarán con una infección o que algo malo le acabará pasando a sus partes íntimas.

 

El sexo durante la menstruación no es tan malo como te lo pintan

No solo no es nada perjudicial para tu pareja el tener sexo durante la menstruación, sino que además tiene múltiples beneficios:

 

  • Alivia el dolor menstrual: hormonas como la oxitocina y las endorfinas son grandes aliadas contra el dolor y nos ayudan a subir el ánimo. Del mismo modo, las contracciones vaginales durante el orgasmo son buenas para liberar las tensiones musculares acumuladas en la vagina.
  • La menstruación actúa como lubricación natural por lo que favorecerá las relaciones con penetración, ya que esta lubricación extra es perfecta para evitar el dolor.
  • Tu deseo sexual aumenta días antes y durante la menstruación, debido a que la producción de hormonas es mucho mayor, lo que te otorgará un extra de excitación.
  • Puede llegar a acortar tu período: es algo que dependerá del día en el que estemos y del ciclo de cada persona, pero el orgasmo puede contraer el útero haciendo que, por unos instantes, baje más cantidad de menstruación, lo que acorta el período.

 

El sexo durante la menstruación no tiene por qué ser sucio

Un miedo bastante común a la hora de tener sexo durante la menstruación es que acabe como una escena de una película de terror: todo lleno de sangre.

 

 

 

Pero hay muchas maneras de tener sexo durante la menstruación y salir victorios@s de ello:

  • Poner una toalla encima de la cama para evitar mancharla, preferiblemente oscura y algo gruesa.
  • Utilizar una herramienta perfecta: se trata de unos tampones desarrollados para que disfrutes con total comodidad durante el sexo con la menstruación. ¡Son totalmente seguros y te permitirán mantener relaciones sin manchar nada!
  •  

    tampones suaves para sexo durante la menstruacion

    Una gran alternativa para disfrutar sin manchar nada - VER MÁS ❯

     

  • Si por lo contrario, no quieres jugar con la estimulación interna y prefieres centrarte en la vulva, lo más recomendable es usar una copa menstrual: no habrá rastro de menstruación y dejará la vulva limpia y lista para disfrutar (sin hilitos molestos que se interpongan en el juego).
  •  

    copa menstrual

    La opción más saludable para ti y respetuosa con el medio ambiente - VER MÁS ❯

     

  • Y, por último, podéis aprovechar para disfrutar de un sensual y caliente baño. La ducha o la bañera son lugares perfectos para jugar en esos días de marea roja, sobre todo si tú o tu pareja tenéis algo de aprensión a la sangre.
  •  

    No te olvides de la protección

    Mucha gente se confía pensando que al “Estar en sus días” es imposible que se produzca un embarazo, y aprovechan para tener relaciones sin ningún tipo de protección, ignorando que:

     

    1. No es solo cuestión de embarazo: el riesgo de contraer una ITS (infección de transmisión sexual) está más presente y latente que nunca, ya que la sangre es un fluido conductor de bacterias. Y, por si fuera poco, la menstruación cambia el pH vaginal, lo que favorece la aparición de infecciones como, por ejemplo, la candidiasis.

    2. El mito de que “no se producen embarazos” es mentira: tienes que tener en cuenta que los espermatozoides pueden sobrevivir de 3 a 5 días una vez eyaculados. Por eso, si estás pensando en tener relaciones sexuales durante la menstruación recuerda que sigue existiendo el riesgo de embarazo. Además, el ciclo menstrual cambia, por lo que no hay certeza alguna de que mientras estés menstruando no haya ningún óvulo maduro a punto de salir para ser fecundado. Por eso, también durante la menstruación, no olvides protegerte usando preservativos 😁

     

    Trucos a tener en cuenta para tener sexo durante la menstruación

    Para terminar, queremos compartir contigo unos truquitos estrella para que te convenzas de una vez por todas de tener sexo durante la menstruación. Ya te hemos recomendado poner una toalla encima de la cama para olvidarte de tener que cambiar las sábanas después de disfrutar, y te hemos recomendado probar a daros una ducha o un baño caliente junt@s... ¡Pero hay más!

     

  • Ve poco a poco: para tener sexo con penetración es aconsejable penetrar cuidadosamente e introducir el miembro progresivamente hasta encontrar la profundidad vaginal en la que la persona se sienta a gusto (es posible que difiera de la habitual). Piensa que durante la menstruación el cuello del cérvix baja y, aunque para algunas personas esto es algo que aumenta su placer, para otras es motivo de dolor y molestia.
  • Procura usar mucho lubricante: aunque la menstruación actúa como un lubricante natural, asegúrate de tener un extra de lubricación. Como ya hemos comentado, estamos más sensibles que de costumbre y la lubricación evitará cualquier roce que pueda ser incómodo e incluso doloroso.
  • Atreveros a probar el sexo oral: ¡no pongas esa cara! El sexo oral durante la menstruación es posible y placentero. Es tan sencillo como usar una copa menstrual para mantener tu vulva libre de sangre, procurar que todo esté limpio y ¡bocas a la obra! Y si os da reparo el contacto directo de boca-vulva en plena menstruación, es tan fácil como convertir un preservativo en una barrera de látex, ponerla encima de la vulva, et voilà!
  •  

    ...

     

    Y con toda esta información y consejitos ya estáis list@s para dejar a un lado los tabúes que nos hacen avergonzarnos de nuestra menstruación y comenzar a disfrutar plenamente de vuestra sexualidad, también durante tu menstruación 🎉