Ejercicios con las bolas chinas

Ejercicios con las bolas chinas

Descubre cómo realizar ejercicios con las bolas chinas correctamente, precauciones y tipos de ejercicios

¿Quieres empezar a utilizar las bolas chinas y no sabes si debes hacerlo o cómo hacerlo? Estas dudas son normales, pero debes saber que nunca está de más ejercitar nuestro suelo pélvico… ¡No hay que esperar a que lleguen los problemas para ponernos manos a la obra!

Y es que cualquier persona con vulva adulta y sin problemas de salud puede ejercitar su suelo pélvico con las bolas chinas.

Antes de empezar ten en cuenta estas precauciones

Lo más importante es que, si tienes dudas sobre el estado de tu suelo pélvico (y si no las tienes, también es recomendable), consultes con fisioterapeutas del suelo pélvico: ellxs sabrán guiarte y aconsejarte mejor que nadie sobre el uso que debes darles.

Aquí te damos algunos consejos para el uso y/o hacer los ejercicios de las bolas chinas:

  • Personas que no deben usarlas: su uso se desaconseja para personas que sufren de hipertonía o dolor de la musculatura. Si sientes dolor al llevarlas puestas, ¡quítatelas! Su uso no debería provocar molestias. Además, si estás embarazadx, no las uses sin haber consultado antes con especialistas del suelo pélvico.
  • Medidas de las bolas chinas: lo más recomendable es empezar con bolas de mayor tamaño y menor peso, ya que cuanto menor sea su diámetro y mayor sea su peso, más difícil será para los músculos del suelo pélvico mantenerlas sujetas en su sitio. Además, lo ideal es empezar con una sola bola y, una vez tengas el suelo pélvico más tonificado, empieces a usar las dobles.
  • Materiales: asegúrate de que tus bolas chinas cumplen los estándares sanitarios de calidad y que sus materiales son aptos para una zona tan delicada como la vagina… ¡con la salud no se juega!
  • Cordón de extracción: lo más recomendable es que las bolas cuenten con un cordón que facilite la extracción, ya que si no puede resultar difícil encontrarla para sacarla. No es que la bola vaya a perderse en el interior de tu vagina, pero tampoco hay por qué complicarse la vida.
  • Tiempo de uso: lo ideal es consultar con tu fisioterapeuta de suelo pélvico cuánto tiempo debes usarlas según tus necesidades, pero se suele empezar con unos 10-15 minutos mientras estás en movimiento para comprobar que se sostienen. Si pasamos esta “prueba” sin problemas, se podrían usar durante otros 10 minutos adicionales.

Tipos de ejercicios con bolas chinas

¿Te suenan los ejercicios Kegel? Pues sí, son los indicados para trabajar y tonificar los músculos del suelo pélvico. Deben su nombre a la persona que los desarrolló: el doctor Arnold Kegel, quien, en los años 40 descubrió que el suelo pélvico se podía fortalecer mediante contracciones voluntarias de los músculos que rodean la uretra, la vagina y el ano.

Aquí te contamos cómo practicarlos paso a paso:

Ubica los músculos del suelo pélvico

Si no tienes muy claro qué es lo que tienes que contraer para ejercitar el suelo pélvico, ¿sabes cuando cortas el chorrito del pis? Pues esos son justamente los músculos que intervienen cuando hacemos esto. Ahora que ya los tenemos localizados… ¡ya podemos empezar!

Activa todos los músculos del core

Colócate las bolas chinas y prepárate para empezar. Aunque ya tengamos localizados los músculos que queremos trabajar, es importante que sepas que para que el ejercicio con las bolas chinas sea efectivo, también se deben activar los músculos del core (abdomen, espalda baja y diafragma), ya que son los que aportan soporte y estabilidad a nuestro núcleo.

Encuentra la postura correcta

Además, la postura de nuestro cuerpo también es muy importante, sobre todo al de la espalda: procura que la curva lumbar sea suave durante la realización de los ejercicios, evitando que el culo quede muy hacia fuera o muy hacia adentro.

Contrae y relaja

Ahora sí, empezamos con las contracciones. Como con cualquier otro trabajo muscular, podemos hacerlo por series. Proponemos repeticiones de entre 8 y 10 contracciones de entre 3 y 10 segundos. Puedes hacer unas 3 series al día. Si quieres añadir algún otro elemento como una pelota o una banda elástica al entrenamiento, consulta con tu fisioterapeuta del suelo pélvico.

Si quieres hacerlo más divertido, puedes buscar una canción que te guste (no muy rápida) y realizar las contracciones al ritmo del estribillo, haciendo los descansos durante el resto de la canción.

Descansa entre serie y serie

Tómate al menos entre 15 y 20 segundos de reposo. Solo así conseguirás que tus músculos reposen para poder volver a la carga y ejercitarse correctamente.


...

¡Las bolas chinas son las pesas del suelo pélvico! Y este grupo muscular es tan importante como cualquier otro… ¿te atreves a probarlas?

Regresar al blog